Los aliados que necesitas para tu negocio.

25|FEB|2020 - Nacional Monte de Piedad

inversion para tu negocio

Seguramente recuerdas la imagen de cualquier competencia deportiva que se realiza en equipos, en éstas, cada integrante del equipo es un aliado para alcanzar la meta y ganar la competencia. El trabajo en equipo es evidente y en los negocios, el logro de metas comunes también requiere de aliados con los que podemos formar equipo.

La mayoría de los emprendimientos en México funcionan aislados e individuales, es decir, una persona decide iniciar un negocio por cuenta propia, sin considerar aliarse con otros negocios desde el inicio, dejando de lado la posibilidad de crecer haciendo equipo con otros empresarios o emprendedores, pero ¿qué o quiénes pueden ser tus aliados?

Un aliado es aquella persona o negocio con los que se puede compartir recursos valiosos, como:

Conocimientos y experiencia. Considera aliarte con aquellas personas que tienen más experiencia que tú. El conocimiento y la experiencia son un capital importante para tomar decisiones de negocio presentes y futuras.

Contactos. Un aliado te ayudará a conseguir clientes potenciales, así como tú. También podrá aportarte una cartera de clientes que será útil y de gran valor para tu contraparte. Compartir información es una tarea necesaria.

Capital económico. Un aliado también podría aportar capital para tu negocio o realizar una inversión en conjunto y lograr beneficios para ambas partes.

Además de esa persona ¿qué otros tipos de aliados podemos encontrar?
Socios comerciales. Son comercios locales y foráneos que realizan las mismas actividades que tú o bien, lo pueden complementar.
El sector turismo es un claro ejemplo: hoteles, agencias de viaje, restaurantes y empresas de transporte se alían para ofrecer en un solo paquete todas las atracciones y servicios que necesita un turista.

Proveedores. Considera que tus proveedores son aliados. Mantener una buena relación con ellos tiene muchas ventajas, algunos de los beneficios que te puede brindar son: primicia en productos, novedades, crédito, entregas a tiempo y publicidad.

Clientes frecuentes. Identifica a los clientes que están satisfechos con tus productos o servicios. Un cliente frecuente puede convertirse en un gran aliado: la recomendación de boca en boca es la mejor publicidad.

Es importante establecer desde un principio las condiciones en las que deseas colaborar con tus aliados y crear una relación de negocios sana, en donde todas las partes sean beneficiadas.

Considera estas posibilidades para lograr las metas de tu negocio en alianza con otras personas que tienen objetivos similares.

Twitter   Facebook

También te puede interesar:

Tus joyas pueden valer más.
Conoce los pasos para Reempeñar.